Si Amigo, la verdad que si.

Fue repentino, como viene sucediendo ultimamente, algo q no esperaba. Ayer fui a termas, y en un cruce de palabras con Peque, una voz Amiga me invadió los tímpanos llenando de tranquilidad mi mente. Meses sin ver a Amigo,  meses sin compartir tardes de mate y placita junto al río, meses sin escucharlo, meses sin hablarle. Por diversas y multiples razones y mas de 10 mil pretextos, q van desde el trabajo al descanso, cruzando por el ocio e interceptando mi rol de madre. Culpa de Tiempo, sigo exigiendo mas horas al día, aunq en realidad no se para q, porq si las tuviera no las destinaría para lo q realmente las solicito sino q trabajaría mas. [Mi mente DEBE parar.]

Una mirada alcanzó. Una conexión natural entre mis ojos y sus ojos para q el realizara una lectura mental de mi alma. Con una sonrisa dijo: “Estas hecha un lío”. No pude hacer mas q sonreir con una de mis mejores sonrisas  a fuerza de voluntad. Es increible como una persona puede llegar a conocerte tanto q con una mirada le alcanza para divisar la alta necesidad de un refugio, de un cable a tierra, de un reseteo. No le pude decir palabras, pero mi cuerpo entero se expuso solo, brotaban gritos de auxilio por cada poro. Y el lo notó. Y el volvio a cumplir su rol  de Amigo.

En mi vida he pasado muchas cosas, que no vienen a este post pero esta relacionado, es más, no me gustaria encontrar esas etapas especificamente de mi vida en este blog… Mi estado del día de ayer se lo debo a todas esas situaciones q surgieron de esas etapas innombrables. Esas, hicieron q en mi vida existan pocas personas en las cuales confiar de verdad, poquitisimas, para ser mas sincera 2 o 3. Porq en el momento de atravesar esas etapas solo 2 o 3 me ayudaron a levantarme, me guiaron en el camino y me impulsaron a seguir. Tengo en facebook 367 amigos… a mi consideración es una palabra muy grande para q lleve tan alto numero. No tengo amigos en mi ciudad. Tengo conocidos. Tengo personas interesadas q vienen y se acuerdan de mi cuando necesitan algo. Tengo personas q en mis peores momentos dejaron de saludarme y antes se consideraban grandes “amigos” porq llamaban y pedian y Uke respondia, sin importar día, hora, clima y transporte, yo ESTABA. ¿y es tan dificil solicitar de la otra persona recibir lo mismo? ¿Por q tuve q llegar al extremo de contener todo lo q tengo en mi interior por no ser comprendida?¿Por no tener un refugio?¿Como llegue hasta acá? ¿Que hice para merecer sentirme tan sola?

No lo sé, me encantaría saberlo. Ayer el destino me puso en el camino de Amigo o viceversa y a buena hora, porq a mi ya no me nace estar buscando refugios. Mi mejor refugio esta a 500km en BsAs Argentina y no puedo acceder a el cuando se me vengan ganas, y eso es lo seguro y para andar divareando, prefiero callar.  Ayer solté meses de contención, meses de angustia acumulada, meses de impotencia, dias de rabia, de dolor y hasta de odio. Tambien incomprensión e indesición.

El tema es viejo pero lo resumo, lo prometo: Mi historia con chileno se remonta a 3 post (Del Baul de los Recuerdos) q son la abreviacion de la historia en general, con una GRAN pequeña omisión. Chileno me propuso matrimonio, con una emocion gigante de  mujer enamorada de la vida, ya no le pedia mas nada porq me sentia PLENA. Entre los preparativos de la boda, surgio una tarjeta de participacion original (para nosotros) la q enviariamos por mail a nuestros contactos, la cual me dedique durante 2 noches a diseñar. Una semana después de finalizada la tarjeta y a un mes de la fecha, Chileno me dijo: “Quiero estar solo”.  Fue algo muy duro de superar, es mas no se si lo superé creo q no. Pero por lo menos ayer lo pude hablar, y hoy lo puedo escribir. El tema resurge de las cenizas porq el dia miércoles 7 de abril, al abrir mi correo encuentro un mail de Chileno. Era una participacion. Igual a la q yo habia diseñado para la boda de mis sueños con el hombre q amaba. El diseño estaba, el hombre q amaba tambien, pero no era mi nombre el q estaba en la tarjeta. ¿Como se superan estas cosas? ¿Se habra dado cuenta de lo q hizo?

Todas estas cosas se atropellaron en mi mente de una… no les pude poner orden. Cuando me senté, miré a los ojos a mi acompañante, lo tomé de la mano, le dije: “Si Amigo, la verdad q si”  y lloré.

Anuncios